Fapascyl

XI Encuentro de Familias de FAPASCyL: crónica y fotos

ARANSBUR, ha sido este año la asociación anfitriona del XI ENCUENTRO REGIONAL DE FAMILIAS de FAPAS CyL, la Federación de Asociaciones de Padres y Amigos de los Sordos de Castilla y León, integrada por las asociaciones de Burgos, León, Valladolid y Salamanca. El encuentro tuvo lugar en Burgos, en la Granja Escuela de Arlanzón, el fin de semana del 7 y 8 de octubre de 2017, reuniendo a 31  familias procedentes de Salamanca, Zamora, Palencia, León, Valladolid y Burgos, sumando un total de 150 personas. El objetivo de estos encuentros es intercambiar información y experiencias con otros padres de otras provincias así como disfrutar de espacios para la cultura y el contacto con la naturaleza,  actividades lúdicas y actividades de respiro familiar.

Empezamos el sábado coincidiendo con el día de las familias de GAES JUNIOR. Nuestras familias y familias convocadas por GAES compartieron formación sobre nuevas tecnologías para la audición,  talleres en la granja, ruta senderismo y una comida en la que los padres pudieron intercambiar sus impresiones mientras los niños disfrutaban de las actividades preparadas por las profesionales de las asociaciones. Tras el paseo, por la tarde nos trasladamos hasta la India, de la mano de la asociación Sarasvati, disfrutamos del espectáculo BOLLY ELLIOT, que integra cuenta-cuentos, teatro y danza, para terminar bailando todos bollywood. Tras reponer fuerzas en la cena, las familias se embarcaron en una divertida “misión imposible” con distintas pruebas  en las que demostrar su habilidad y rapidez.

La mañana del domingo se reservó para la formación de los padres. Con Chus Klett, coach, voluntaria y modelo de acción social, los padres y madres se adentraron en el taller “Déjate en paz” donde descubrieron como tomar decisiones desde el entusiasmo en vez de desde el miedo, y como sentir y fortalecer ese sentimiento de identidad y asociacionismo. Los peques, mientras tanto, realizaban talleres de expresión plástica y juegos al aire libre, guiados por las profesionales de las asociaciones y acompañados de las pacientes cabras de la granja. Para terminar, una visita al parque arqueológico de Atapuerca nos llevó a adentrarnos en el universo de la Prehistoria, descubriendo cómo fabricar nuestras herramientas en sílex, cazar, dejar nuestra huella en la cueva o hacer fuego… ¡sin mechero!

La experiencia, sin duda, ha sido inolvidable para muchos, los de otros años porque han vuelto a encontrarse con los amigos, y daba gusto ver cómo compartían confidencias, juegos y risas, pero también para las nuevas familias que se animaban a participar por primera vez porque se han sentido acogidas y, seguro, repetirán en el próximo encuentro.

Galería de imágenes »