Fapas CyL se une al Día Mundial de la Audición Un cambio de mentalidad

Día Mundial de la Audición Un cambio de mentalidad
FIAPAS Y LA PLATAFORMA DE MAYORES Y PENSIONISTAS
INVITAN A SUPERAR PREJUICIOS Y ROMPER LOS ESTEREOTIPOS
DE LA SORDERA EN PERSONAS MAYORES

 

En el Día Mundial de la Audición, establecido el 3 de marzo por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Confederación Española de Familias de Personas Sordas (FIAPAS) y la Plataforma de Mayores y Pensionistas (PMP) unen sus fuerzas para impulsar la toma de conciencia política y social sobre la importancia de la prevención y el cuidado de la salud auditiva de las personas mayores.

Madrid, 1 de marzo de 2024.- Bajo el lema Un cambio de mentalidad. ¡Que el cuidado del oído y la audición sea una realidad para todo el mundo!, la OMS quiere este 2024 profundizar en la necesidad de acabar con los estereotipos y las ideas erróneas sobre la pérdida de audición. La mentalidad estigmatizante enquistada en la sociedad -afirma este organismo de la ONU- es uno de los principales lastres para la prevención y el tratamiento de la sordera.

Conocer las necesidades de las personas mayores con sordera

Haciendo suyo este mensaje, la Confederación Española de Familias de Personas Sordas (FIAPAS) y la Plataforma de Mayores y Pensionistas (PMP) quieren impulsar, de manera conjunta, no solo la necesaria toma de conciencia política y social, sino también la de las propias personas con sordera y sus familias.

En este sentido, ponen de relieve que, a la elevada prevalencia de la sordera entre las personas mayores, se une el desconocimiento que existe acerca de las implicaciones y efectos perniciosos que tiene la pérdida de audición sobre su estado cognitivo y emocional, y sobre el desarrollo de una vida autónoma y participativa con pleno ejercicio de sus derechos.

Para ambas entidades esta falta de conocimiento viene motivada tanto por la invisibilidad de la propia discapacidad auditiva como por la caricaturización de la persona mayor con sordera que existe en el imaginario social. Estas situaciones, sumadas al conformismo del entorno familiar de la persona mayor que percibe la pérdida auditiva como una consecuencia inevitable del envejecimiento, son las primeras barreras para superar.

Este desconocimiento general impregna las políticas públicas, en las cuales la falta de prevención y de diagnóstico precoz de la pérdida de la audición a partir de los 50 años provoca inacción o la reacción tardía para el tratamiento más eficaz de la sordera.

Lo que FIAPAS y la PMP demandan

FIAPAS y la PMP se dirigen a las propias personas mayores, a sus familias y a los profesionales del ámbito sociosanitario con los que se relacionan, poniendo en su conocimiento que, en la actualidad, existen avances médicos, audiológicos y tecnológicos que favorecen las condiciones precisas para oír bien y, en definitiva, para vivir mejor.

Por ello, y más allá de este Día Mundial de la Audición, FIAPAS y la PMP apelan a los poderes públicos, y a la sociedad en su conjunto, para que de forma permanente se ponga el foco en las respuestas necesarias para contrarrestar los efectos nocivos que ampliamente evidencia la literatura científica sobre el aislamiento, la soledad, el deterioro cognitivo y la falta de motivación para la interacción. Todo lo cual se traduce, en última instancia, en una merma de los derechos y el bienestar, no solo de las propias personas mayores con sordera no tratada, sino también la de sus entornos más próximos.

Este impacto negativo se agrava con la falta de acceso a audífonos e implantes auditivos, así como también con los obstáculos y barreras del entorno que estas personas tienen que afrontar ante la falta de accesibilidad auditiva, a la información y a la comunicación.

Todo ello lleva a ambas entidades a demandar la inmediata necesidad de poner en el centro de la planificación de las políticas públicas el binomio “audición-persona mayor”.

Según datos de la Sociedad Española de Otorrinolaringología (SEORL), la presbiacusia (consecuencia del envejecimiento del sistema auditivo) afecta aproximadamente al 30 % de la población general entre 65-70 años, alcanzando al 80 % de la población por encima de los 75. Debido a la contaminación acústica y al estilo de vida, la SEORL advierte además que se está provocando un incremento de estos problemas de audición propios de la edad en otras más precoces, en torno a los 50 años.

El Informe Mundial sobre la Audición de la Organización Mundial de la Salud (OMS) indica que la presbiacusia es la principal causa de AVD (años vividos con discapacidad) para las personas mayores de 70 años.

Además, es importante señalar que, según la Encuesta EDAD-INE 2021, el 75 % de las personas con discapacidad auditiva tiene 65 o más años (más del 97 % comunica en lengua oral).

FAPAS CyL es el responsable del tratamiento de sus datos personales. Utilizamos cookies técnicas que son necesarias para el funcionamiento de la página web y, si Ud. lo consiente, utilizaremos cookies propias y de terceros para analizar nuestros servicios; medir la audiencia; identificar las preferencias y mostrar publicidad mediante el análisis de los hábitos de navegación de los usuarios (por ejemplo, páginas visitadas). Consulte nuestra Política de Cookies AQUÍ.   
Privacidad